Golpe de Estado en Brasil de 1964

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Golpe de Estado en Brasil de 1964
Contexto del acontecimiento
Fecha 31 de marzo de 1964
Sitio Flag of Brazil.svg Brasil
Impulsores Fuerzas Armadas
Influencias ideológicas de los impulsores Anticomunismo
Gobierno previo
Gobernante João Goulart
Forma de gobierno Federalismo Presidencial
Gobierno resultante
Gobernante Ranieri Mazzilli
Forma de gobierno Dictadura


El Golpe de Estado en Brasil de 1964 tuvo lugar contra el presidente João Goulart por militares brasileños con el apoyo del gobierno de los Estados Unidos, la noche del 31 de marzo de 1964.1 Entre los militares brasileños a favor del Golpe, el evento es designado como Revolución de 1964 o Contrarrevolución de 1964.2

Antecedenteseditar

Elegido como vicepresidente de Jânio Quadros, João Goulart - también conocido como "Jango" - debería acceder a la presidencia tras la renuncia de Quadros, ocurrida el 25 de agosto de 1961, según la Constitución vigente a la época, promulgada en 1946. Sin embargo, João Goulart se encontraba, como representante del gobierno brasileño, en un viaje diplomático a la República Popular de China.3 Militares entonces acusaron a Jango de ser comunista y le impidieron asumir su lugar como mandatario en el régimen presidencialista.

Tras mucha negociación, lideradas principalmente por el cuñado de Jango, Leonel Brizola, en la época gobernador de Rio Grande do Sul, los simpatizantes de Jango y la oposición en el Congreso acabaron haciendo un acuerdo político, y por más de 230 votos favorables (234 en la primera vuelta y 233 en la segunda vuelta) decidieron hacer un acuerdo político por el cual se creó el régimen parlamentarista, con el poder de Goulart reducido, aunque manteniendo el rango de Jefe de Estado, mientras el Jefe de Gobierno sería un primer ministro. El 2 de septiembre de 1961 Brasil se convirtió en una democracia parlamentaria.4

Según la enmienda constitucional que creó el parlamentarismo brasileño, todos los actos del Presidente de la República deberían ser referendados por el primer ministro.4 El presidente pasaba a ser elegido por el Congreso Nacional, y no más directamente por el pueblo.4 Además, la enmienda limitaba las posibilidades de disolución del Congreso por el Presidente de la República. El primer primer ministro brasileño fue Tancredo Neves, que asumió el poder el 7 de septiembre de 1961,4 el mismo día en que João Goulart asumió como presidente bajo el nuevo régimen.3 Tancredo Neves fue sucedido por Francisco Brochado da Rocha el 1962 y por Hermes Lima.4

A pesar de haber elaborado propuestas para desarrollar la economía y combatir el déficit público y la inflación, el régimen parlamentario no permitía que Goulart lograse aprobar propuestas, por falta de una coalición política consistente.3 Debido al insuceso del parlamentarismo, se anticipó un plebiscito por lo cual la población debería decir si continuaba el régimen parlamentario o si el sistema presidencialista debería ser restablecido.3 El 1963 la población apoyó con mayoría la vuelta del presidencialismo,3 y Goulart pasó a defender reformas en la economía que permitirían una mejor distribución de la renta, que quedaron conocidas como las Reformas de Base.3

Las Reformas de Base prevenían la reforma agraria, tributaria, administrativa, bancaria y en la educación,5 la nacionalización de empresas extranjeras y la aplicación de la Ley de Control de Remesas para controlar el envío de intereses a las matrices de empresas extranjeras.5 En marzo de 1963, por ejemplo, el Estatuto del Trabajador Rural, de autoría del diputado Fernando Ferrari fue aprobado en el Congreso, a través de ese los trabajadores del campo pasaban a tener los mismos derechos de los trabajadores urbanos.6 El gobierno tenía apoyo de los sindicatos, de la Confederación General de los Trabajadores - CGT - y de los comunistas y socialistas.5 Al otro lado, se oponían a las Reformas grupos de empresarios, grandes propietarios rurales, militares y sectores de la clase media.5 En el Congreso el presidente encontraba fuerte oposición de la Unión Democrática Nacional (UDN) y del Partido Social Demócrata (PSD).5

Además, Joao Goulart se esforzó para sostener la política exterior no alineada de Jânio Quadros, con énfasis en la búsqueda del desarrollo económico.7 Así, la "disputa Este-Oeste" era sustituido por el "conflicto Norte-Sur", se alejando de la Guerra Fría como eje conductor de la política externa.7

El presidente João Goulart visita los Estados Unidos, 1962.

Las Reformas de Base y la "política externa independiente" eran consideradas por sectores militares, por la oposición política y por los latifundistas y empresarios como "socialistas". Hay que acordarse que el antecesor de Goulart, Jânio Quadros, había sido presionado hasta la renunciar por haber buscado un acercamiento con los países comunistas (sobre todo Cuba y la República Popular China) sin rumper lazos con los Estados Unidos. Como Brasil era fundamental a los intereses políticos del gobierno estadounidense y las decisiones de política externa afectaban sus intereses, las relaciones entre los dos países empeoraron.7 Washington pasó, entonces, a apoyar la oposición al gobierno, incluso a la elaboración de un golpe.7

En octubre de 1963 una entrevista del gobernador Carlos Lacerda, de oposición a Goulart, a un periodista estadounidense, en la cual atacaba violentamente el gobierno y también al presidente, comenzaría una nueva crisis.8 Los militares consideraron la entrevista ofensiva a las fuerzas armadas y sugirieron que Goulart decretase estado de sitio.8 El presidente apoyó la idea, y envió la propuesta al Congreso. Sin embargo, el partido del gobierno, PTB, decidió no apoyar la idea, por temer la supresión de las libertades políticas.8 Sintiéndose aislado, el presidente retiró la propuesta, y empezó a perder el control político y militar de la situación.8 Muchos militares graduados que habían se negado a participar de la conspiración, pasaron a apoyar sus compañeros radicales.8 Al lado de todas las amenazas venidas de los sectores de derecha, Goulart también enfrentaba a empeora de sus relaciones con las fuerzas de izquierda,8 que declararon en mediados de octubre que "el presidente João Goulart estaba realizando solo un gobierno de interés exclusivo de las clases conservadoras".8

A inicios de 1964 la economía de Brasil sufría graves problemas debido a la reducción de la inversión y al costo de la intervención estatal en la economía nacional; la inflación se elevaba considerablemente y la pugna política entre el presidente y la oposición derechista aumentaba. Entre las fuerzas armadas se proyectaba forzar al presidente Goulart a renunciar a sus reformas y desplazar de la administración gubernamental a sus aliados de izquierda; Goulart confiaba aún en la lealtad de un grupo de oficiales promovidos a altos puestos durante su mandato, y en la posibilidad que sus partidarios podrían oponer resistencia armada a una sublevación militar.

El día 13 de marzo de 1964 en una gran asamblea al lado de la estación Central de ferrocarril en Rio de Janeiro, João Goulart firma en plaza pública decreto de expropiación de las refinerías de petróleo privadas y autoriza la expropiación de tierras9 veinte kilómetros al borde de carreteras, ferrocarriles, ríos navegables y represas. Además, pedía una nueva constitución para el país.9 Su discurso fue asistido por aproximadamente 130 mil personas.9

Esos decretos de 13 de marzo provocaron una reacción de los conservadores, que organizaron las llamadas "Marcha de la Familia con Dios por la Libertad".10 La primera de ellas ocurrió en São Paulo, el día 19 de marzo, día de San José Obrero, patrono de la familia.10 El principal organizador de la marcha fue el diputado Antônio Sílvio da Cunha Bueno, apoyado por el gobernador Adhemar de Barros, opositor a Goulart.10 La marcha terminó junto a la Catedral de la Sé, con una misa "por la salvación de la democracia".10

Una asamblea de marineros en Río de Janeiro el 25 de marzo de 1964 en demanda de aumento de salarios, generó una ruptura casi total de Joao Goulart con la jerarquía militar: dos mil marineros, comandados por José Anselmo dos Santos, que quedó conocido como el Cabo Anselmo,11 estaban presentes, y con ellos el diputado Leonel Brizola.11 El entonces Ministro de la Marina Sílvio Mota ordenó la prisión de los marineros que realizaban la asamblea y envió los Fuzileiros Navais (la policía de la marina) para efectuar las prisiones de los amotinados.11 Los Fuzileiros, al contrario, se unieron a los rebeldes, con el apoyo de su comandante, Cândido Aragão.11 El día 26 de marzo se consiguió un acuerdo con los amotinados, que se rindieran y de inmediato los procesó por insubordinación, pero el presidente les otorgó una amnistía poco después.11

El 30 de marzo, el presidente Goulart hizo un improvisado discurso en el Automóvil Club de Rio de Janeiro ante una tropa de sargentos, y reclamó apoyo militar para sus reformas. Esto fue la señal de actuar a los golpistas.

El golpe de estadoeditar

En la noche del 31 de marzo el general Olímpio Mourão Filho, jefe de la guarnición de Minas Gerais, inició la revuelta avanzando con sus tropas hacia Río de Janeiro, donde se hallaba entonces el presidente Goulart; por la tarde el jefe de estado mayor del ejército (con base en Río de Janeiro), el general Humberto de Alencar Castelo Branco, trató en vano de detener a los golpistas en su marcha alegando que no estaba asegurado el apoyo de las tropas de Sao Paulo. El jefe del 2° Ejército (basado en São Paulo), general Amaury Kruel, llamó por teléfono en la noche del día 31 al presidente Goulart para pedirle que renunciara o destituyera a sus asesores de izquierda pero éste se negó a tal pedido, recriminando al general Amaury Kruel por pedirle una decisión humillante para un presidente, declarando inclusive Goulart: "General, Usted debe aferrarse a sus convicciones. Ponga sus tropas en la calle y traicioneme públicamente". Tras el intento fallido del general Kruel, las tropas paulistas se unieron al golpe.

Goulart desestimó las primeras noticias de la revuelta y planeó resistir apoyándose en las divisiones acuarteladas en el sur de Brasil (su región natal) que le eran leales, contando con las tropas de Paraíba y Río Grande do Sul. No obstante, ninguno de los oficiales con que contaba Goulart pudo ser contactado: los golpistas habían elegido una fecha donde los posibles generales leales a Goulart estaban de vacaciones, en descanso, o fuera de sus guarniciones por algún motivo.

Sin opciones de resistir, Joao Goulart salió de Río de Janeiro y viajó a Brasilia al mediodía del 1 de abril pero allí encontró que el Congreso, dominado por la oposición de derecha, planeaba declarar su vacancia, y se negaba a apoyarlo contra los golpistas. Esa misma tarde Goulart voló a Porto Alegre en un avión de la fuerza aérea planeando resistir al golpe desde allí y esperando que se definiera el 1° Ejército (estacionado en las afueras de Río de Janeiro), mientras tanto Leonel Brizola le requería una resistencia armada al golpe, pero el presidente no tuvo éxito. Ese mismo 1 de abril en la tarde el general Armando de Moraes Áncora, jefe del 1º Ejército, intentaba oponerse a la revuelta pero ante el riesgo de desatar un combate entre soldados brasileños (situación que todos los jefes militares ansiaban impedir) desistió de su empeño y unía sus fuerzas a las general Amaury Kruel en las afueras de Río de Janeiro.

En la madrugada del 2 de abril el presidente del Congreso, Auro Soares de Moura Andrade, logró que la mayoría parlamentaria destituyera a Joao Goulart alegando que había fugado del país y logró que nombrase presidente al jefe de la cámara de diputados, Ranieri Mazzilli, aunque los congresistas aliados del presidente cuestionaron la veracidad de tal noticia y la propia legalidad de la destitución.

El destituido Goulart se mantuvo en Porto Alegre con el general Argemiro de Assis Brasil, su aliado y ayudante de campo, planeando posibilidades de resistir el golpe junto a Leonel Brizola y al general Ladário Teles, jefe del 3° Ejército basado en Porto Alegre; no obstante Goulart deseaba evitar una lucha entre soldados brasileños y ser considerado culpable de una guerra civil, por lo cual rechazó pedir a la aviación que bombardease a los golpistas o que marineros leales al gobierno avanzaran sobre Río de Janeiro para arrestar a los golpistas. En la mañana del 2 de abril el general golpista Floriano Machado informó a Joao Goulart que las tropas sublevadas habían tomado Curitiba sin resistencia y se dirigían a Porto Alegre, instando al derrocado presidente a salir del país bajo riesgo de ser arrestado.

Ante ello Goulart huyó a su hacienda familiar, situada en la frontera con Uruguay poco antes del mediodía del 2 de abril. En las horas siguientes, el golpe triunfó definitivamente, sin que dentro de las fuerzas armadas surgieran movimientos en defensa del presidente depuesto. Goulart se resistió a la idea de salir de Brasil hasta que su situación se hizo insostenible, y se vio obligado a cruzar la frontera uruguaya el 4 de abril.

Las principales ciudades brasileñas fueron ocupadas por soldados armados, tanques y coches militares. En la ciudad de Río de Janeiro, la sede de la UNE fue incendiada.12 Las asociaciones que apoyaban Goulart fueron ocupadas por soldados, entre ellas los sindicatos y las sedes de partidos políticos.12 El Congreso, bajo presión militar, designaría al general Humberto de Alencar Castelo Branco como presidente de Brasil el 15 de abril de 1964.

Dictadura militareditar

Tras el golpe, comenzó en Brasil una dictadura militar que duró hasta la elección de Tancredo Neves en 1985. El golpe fue ampliamente apoyado por periódicos cómo O Globo, Jornal do Brasil y Diario de Noticias,12 por gran parte del empresariado, de los propietarios rurales, parte de la Iglesia Católica, varios gobernadores de estados importantes (como Carlos Lacerda, de Guanabara, José de Magalhães Pinto, de Minas Gerais, y Ademar de Barros, de São Paulo13 ) y amplios sectores de clase media. Uno de los motivos para el golpe fue la campaña que estos medios de comunicación hicieron, con miras a convencer las personas que Goulart llevaría Brasil a un gobierno similar al de la Unión Soviética y de la República Popular China, es decir, comunista,12 algo que no si admitía a la ocasión, mientras se decía que "lo que es bueno para los Estados Unidos es Bueno para Brasil".12 Los propietarios de tierras y los empresarios también deseaban el control de la crisis económica.13 El temor de "izquierdización" era compartido por Estados Unidos, siendo que el gobierno estadounidense ofreció apoyo logístico de su flota naval en el Océano Atlántico para auxiliar a los golpistas en caso de que se precipitase una resistencia armada de Goulart o sus aliados contra el golpe. La noticia del golpe fue recibida con alivio por el gobierno de Washington, satisfecho por saber que Brasil no seguiría el mismo camino de Cuba.13

El mariscal Humberto de Alencar Castelo Branco, primer presidente militar después de 1 de abril de 1964.

Desde el principio del golpe ya quedaba clara la diferencia de opiniones entre militares que deseaban medidas más radicales contra la "subversión" y deseaban una larga permanencia en el poder, y otros que pensaban en una intervención más "moderada",13 - cómo ocuriera en 1930, 1945 y 1954 - y la rápida vuelta de los civiles al poder. Los más radicales se agruparon alrededor del general Artur da Costa e Silva, mientras los más moderados se agruparon al mariscal Humberto de Alencar Castelo Branco.13 Las fuerzas armadas de Brasil instalaron un régimen que mantenía superficialmente las instituciones democráticas previas, como el parlamento y el sufragio universal, pero que impidió a sus detractores el ejercicio de derechos políticos básicos (como el de votar y ser candidato electoral) mediante decretos llamados Actos Institucionales.

Castelo asumió el poder el 15 de abril de 1964, pero gradualmente a partir del año siguiente el régimen endureció. Un Acto Institucional tornó indirecta las elecciones presidenciales, y políticos cómo Juscelino Kubitschek, y hasta mismo Carlos Lacerda y Adhemar de Barros - civiles que fueron apoyadores del golpe - tuvieron sus derechos políticos suspendidos. Más adelante, también se impidió las elecciones para gobernadores de estado por voto directo. Los antiguos partidos políticos fueron suprimidos y solamente dos fueron permitidos: uno de apoyo al gobierno (ARENA) y otro de oposición (MDB). Los jefes militares se abstuvieron de designar un dictador de rasgos caudillistas, y prefirieron establecer un sólido dominio autocrático sobre la política brasileña, en alianza con muchos líderes políticos de derecha, suspendiendo cada vez más los derechos y libertades individuales, mientras la oposición al gobierno, principalmente por parte de estudiantes y grupos de izquierda más radicales, crecía. También fue implantada una fuerte censura a los medios de comunicación para que hechos contrarios al régimen no fuesen divulgados. A partir de fines de los años 1960, las policías y Fuerzas Armadas empezaron a arrestar, torturar y eliminar opositores identificados como "comunistas".

Véase tambiéneditar

Bibliografíaeditar

  • Boris, Fausto (1995). Brasil, de colonia a democracia. Madrid: Alianza Editorial. ISBN 8420642363. 
  • Leicht, Federico (2013). Orden y progreso: el influjo de Brasil en el camino al golpe de Estado. Montevideo: Ediciones de la Plaza. 

Referenciaseditar

  1. Kingstone, Steve. «Brazil remembers 1964 coup d'etat». BBC News. Consultado el 5 de agosto de 2007.
  2. Ministério da Defesa. Exército Brasileiro. Secretaria-Geral do Exército. Centro de Documentação do Exército. A Revolução de 31 de março de 1964 (Uma análise sumária de suas causas), por Manoel Soriano Neto.
  3. a b c d e f «Governo João Goulart (1961-1964). Presidente João Goulart - Brasil Escola» (en (en portugués)). Consultado el 24 de junio de 2012.
  4. a b c d e canoinhas.net. «2 de setembro de 1961 - Instituído o Regime Parlamentarista no Brasil». Consultado el 24 de junio de 2012.
  5. a b c d e Simões, Vinicius. «História do Brasil com Vinícius Simões: As Reformas de Base do governo João Goulart (1963 a 1964)» (en (en portugués)). Consultado el 24 de junio de 2012.
  6. http://www.infoescola.com/historia-do-brasil/reformas-de-base/
  7. a b c d http://cpdoc.fgv.br/producao/dossies/Jango/artigos/NaPresidenciaRepublica/A_politica_externa_independente
  8. a b c d e f g www.portalsaofrancisco.com.br. «João Goulart (página 5). Historia do Brasil».
  9. a b c «Hoje na História - JBlog - Jornal do Brasil - 13 de março de 1964. Jango faz o "Comício da Central do Brasil"».
  10. a b c d «A Marcha da Família com Deus pela Liberdade - CPDOC».
  11. a b c d e «A revolta dos marinheiros - CPDOC».
  12. a b c d e «Golpe Militar de 1964 - InfoEscola». Consultado el 10 de noviembre de 2012.
  13. a b c d e «"O golpe de 1964 e a instalação da ditadura militar-CPDOC». Consultado el 10 de noviembre de 2011.







Creative Commons License